Si tienes una idea y no sabes como ponerla en marcha, lo mejor será que te dejes asesorar por una de las asesorias en Vigo más reputadas.

Para poner en marcha un negocio necesitamos una visión global, en la que se contemplen los puntos de partida, los pasos a realizar y los objetivos, dicho de otra forma, necesitamos un plan de empresa. También vamos a necesitar contar con información sobre subvenciones y formas de financiación y tramitaciones administrativas y legales, en materia de seguridad social, impuestos, contratos laborales, protección de datos, y de patentes y marcas, en su caso.

Para todo ello, vamos a necesitar estar muy bien informados y asesorados por expertos. En nuestra asesoría podemos ayudarle a calcular la inversión en inmovilizado, los costes de personal, los impuestos, prestar asesoramiento legal y en materia mercantil, para que le ilustremos sobre las distintas fórmulas de constitución, ventajas fiscales, aspectos contables y sobre todos aquéllos aspectos que pueden ser de interés para la empresa, tales como la cooperación empresarial, la internacionalización, la investigación, el desarrollo tecnológico y las herramientas innovadoras de gestión.

Los servicios jurídicos a empresas, que prestan los abogados de nuestro despacho de abogados en Vigo, realizan las reclamaciones bancarias, laborales e impagos. Los asesores de empresas, se ocupan de la parte laboral, contable, fiscal y mercantil, para dar cumplimiento de las obligaciones legales, ante la Administración Tributaria, la Seguridad Social, la Inspección de Trabajo o el Registro Mercantil. Así mismo, nos podemos encargar de los servicios administrativos de la empresa, tales como la facturación y la contabilidad, y del asesoramiento laboral, con la contratación de trabajadores, confección de nóminas y seguros sociales, en su caso, expedientes disciplinarios y de regulación de empleo, despidos objetivos y los expedientes referentes a la modificación de las condiciones de trabajo.

Contar con el consejo experto de un asesor, permite a los emprendedores llevar a la práctica sus ideas, con la tranquilidad que da saber que, paso a paso, todos los trámites y gestiones necesarias, se realizarán ajustándose a su idea de negocio y a su proyecto empresarial.